Café del viernes: “El valor del juego infantil”

EL VALOR DEL JUEGO INFANTILReflexiones, evidencias y referencias sobre el valor del juego infantil. Porque somos muchos los que valoramos el juego pero otros tantos más los que deberían saberlo!

Hace muchos pero muchos viernes que no me siento contigo a tomar un café. La verdad es que tenía ganas pero con tantas cosas en la cabeza dando vueltas, mis ideas no estaban claras para charlar y tomar un café con calma, como me gusta que sea el “Café del viernes”.

Hoy, he retomado esta cita y aunque ya comienza a hacer calor por la mañana, yo me seguiré pidiendo un café americano bien calentito. Así que toma asiento, coge tu taza y empezamos con el café del viernes:

Si estuviéramos tomando un café te contaría que todos estos días he estado ilusionadísima y entregada a una bonita iniciativa virtual que propuse en las redes sociales con la intención de celebrar de una forma conjunta y divertida el Día internacional del juego. Se trata de #JugarEsEsencial.

… te contaría que surgió una mañana, mientras me duchaba… dicen que ahí aparecen las buenas ideas así que le hice caso al instinto y en cuanto pude, esa misma mañana, me puse a estructurarla y la publiqué. Pero en realidad hacía tiempo que estaba dándole vueltas al tema, buscando algo especial en favor del juego infantil, algo que no fuera hecho por mí únicamente, porque consideraba que lo importante e interesante era ver lo que muchas personas anónimas: padres y educadores, pensábamos sobre algo que veíamos a diario: el juego de nuestros niños.

… siempre he pensado que tú, él, el otro, nosotros… tenemos muchas cosas importantes que decir sobre este tema. Que somos muchos adultos los que estamos pendientes de, entre otras cosas, cuidar y dedicar tiempo al juego infantil, y entendemos el juego a nuestra manera pero con la misma esencia y ésto había que plasmarlo de alguna forma. Siempre he pensado que las voces de la calle son muy importante porque somos los que vivimos las realidades, nuestras realidades cada día; realidades que no suelen evidenciarse.

Si estuviéramos tomando un café te diría que me sorprendió y me emocionó tremendamente la reacción de la gente que se unió a la iniciativa. Que cada vez que veía una foto etiquetada se me ponía el bello de punta al ver plasmada la felicidad en las caras o en los gestos, la cantidad de mimo que se intuye y la cantidad de respeto adulto hacia la acción de jugar que se respiraba.

… El resultado final de #JugarEsEsencial fue un decir aquí estamos, aquí lo mostramos y esto creemos y defendemos. Y lo celebramos el Día Internacional del Juego pero sabiendo que jugar es importante cada día del año y a cualquier edad.

Si estuviéramos tomando un café te contaría también que he conocido estos días en persona un proyecto precioso realizado por personas preciosas: Imagine Elephants. Un trabajo documental minucioso sobre el juego infantil que se lleva gestando desde hace dos años y que acaba de dar a luz un webdoc que en breve volveremos a tener disponible. Considero que es un trabajo ejemplar explicado con un lenguaje sencillo y respaldado por 30 profesionales dedicados a la infancia en diferentes vertientes que no te tienes que perder, porque refleja y documenta el valor del juego en la infancia de una manera ejemplar.

… Pero también te contaría que he tenido la suerte de asistir a una charla impartida por Carmen y Claudia, el alma de Jugar i jugar, una tienda on-line de “juguetes para vivir” que te invito a visitar si aún no la conoces porque es mucho más que una tienda…

Te contaría que con ellas volví a casa reafirmada en lo que creo y pienso sobre el juego infantil pero sobre todo en algo que muchas veces, los que estamos sumergidos en este mundo, lo damos por sabido y debemos detenernos más a explicarlo: necesitamos cambiar nuestra mirada hacia la infancia, hacia los niños, para poder entenderla y mucho más para poder entender el valor que tiene el juego en estas edades. Porque solamente cambiando nuestra mirada podremos habla de la autonomía del niño, de las necesidades internas, de la importancia del juego libre, del silencio en el juego y de los juguetes de calidad adecuados al momento evolutivo del niño.

Todo padre hace y quiere lo mejor para sus hijos, verdad? Pero muchas veces, los padres, desconocemos que podemos relacionarnos con ellos de otra forma, respetando sus necesidades, sus puntos de vistas, sus tiempos, sus movimientos, sus juegos sin intervenir… Le dejamos ser él mismo… Ya te conté que para mí también era todo esto nuevo pero me ayudó mucho el poema: “Si de veras quieres ayudarme”.

Y para acabar y haciendo un poco de resumen sobre lo dicho, no tengo mejor ejemplo que mis propios hijos que son quienes me demuestran cada día que nuestro trabajo como padres vale la pena, que cada niño es único y que necesitan cosas diferentes en tiempos distintos y con tiempos particulares. Que si confiamos en ellos, les permitimos expresarse libremente, mantenemos un entorno con material adecuado y poco estructurado y le damos tiempo para probar, equivocarse y volver a probar, nos sorprenden con cosas maravillosas, frases únicas y totalmente ciertas, con creaciones ejemplares surgidas de sumar material y creatividad sin necesidad de mucho más…

Y me lo demuestran cada día pero he de reconocer que han habido dos momentos en que mi hijo mayor me ha sorprendido aún más estos últimos días. Uno ha sido al realizar un juego a partir de materiales reciclados, pensado y realizado por él, para un “amigo invisible”. Y el otro fue una mañana, que dormida en la cama, comencé a escuchar ruidos en la cocina y con cada sonido iba imaginando y descubriendo lo que procuraba hacer él con sigilo y en silencio. Resultó un fantástico desayuno casero donde tuvo en cuenta a cada miembro de la familia y sus gustos particulares.

No son acciones grandiosas, podría parecer, pero para él eran unas súper acciones donde reforzó su autonomía y decisión, se sintió seguro y pudo resolver sus dudas y problemas… él solo y ésto para mi es lo que vale y me maravilla verlo y vivirlo junto a ellos…

Y ya casi despidiéndote te sugeriría que compartieras conmigo ese momento especial en que tus hijos te han maravillado también y te has dado cuenta que todo tu trabajo ha valido la pena, porque estoy segura que tienes cosas preciosas y grandiosas que contar.

¡Feliz viernes! ¡Feliz fin de semana! Y no olvides disfrutar jugando!

Quizás te interese:

Share

2 comments on “Café del viernes: “El valor del juego infantil”

  1. MARÍA DE LOS ÁNGELES
    10 julio, 2015 at 14:33

    Mientras dormía la siesta, algo excepcional pues es imposible con niños pequeños,y con el oído siempre activado aunque crea que duerma, escucha ruidos en la cocina y presté atención.Mi hija Érika de cuatro años, estaba haciendo algo y yo dejé que continuara hasta que cesó el ruido.
    Esperé y llegó al salón donde nos encontramos su hermano Darío , de 6 años, y yo.
    Me levanté y fue hacia la cocina para comprobar que era lo que había hecho.Estube mirando y mirando y no vi nada desordenado no nada fuera de lo normal.Entonces eché un vistazo a la isla de la cocina y vi que la niña había puesto una sillita en.la parte de la vitrocerámica y se había subido a ella para liar la.
    Me quedé impresionada, jugó a hacer como mamá.☺❤

    • rejuega
      13 julio, 2015 at 11:54

      Gracias María de los Ángeles por dejarnos tu comentario. Es increíbles ver, si les dejamos hacer, los juegos que crean, dónde lo crean y cómo lo crean. Esos juegos que crean cuando creen que no les observamos son fantásticos y para nosotros es la oportunidad de conocerlos un poco más y muchas veces, como tú dices, nos los comeríamos de amor!! Un abrazo grandote!!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *