Planificando propósitos en familia para el año que viene

creando propósitos en familiaUna idea sencilla para comenzar a introducir a los niños en el valor de perseguir unos objetivos comunes, en la importancia de integrarlos en estas decisiones y de esforzarse para conseguirlo. Porque los propósitos pueden ser un juego en familia divertido para mantenerlo todo el año!

Este año, como cada año me planteo los propósitos personales que me gustaría alcanzar el año que viene y generalmente no van relacionados con hacer dieta, empezar a hacer ejercicio ni nada de eso. Pero este final de año estoy reflexionando en que generalmente cuando pensamos en los propósitos del año son propósitos personales y no propósitos donde se involucren más miembros de la familia…

No está nada mal tener propósitos personales pero tampoco está nada mal tener los familiares. Unos propósitos donde todos los miembros formen parte de la decisión de los mismos y de la intencionalidad de cumplirlos. Porque por propósitos familiares me vienen a la cabeza cosas tan sencillas como poder tener una tarde especial sola con alguno de mis hijos, el poder pensar en un viaje que nos gustaría hacer a todos, el poder aprender un hábito sin que nadie me lo recuerde, el mantener un mínimo orden en las zonas comunes, el aprender algo nuevo, buscar una manera de ayudar toda la familia a uno de los miembros para que consiga algo que para él es muy importante, …

Quizás creas que por tener niños pequeños esto no lo puedes hacer, no sé si es tu caso, y quizás tengas razón pero creo que en ciertas cosas te puede ayudar a ti recordarte los propósitos que queréis para la familia, o ellos pueden participar con ideas e ir recordándoselas durante el año o, si ya son un tanto más grande, ir involucrándolos en el valor de perseguir objetivos (propios y/o familiares) a medio y largo plazo con el compromiso de uno mismo y de toda la familia.

De lo que sí estoy segura es que se generarán momentos de reunión familiar en busca de los propósitos, de comunicación y de escucha activa, porque lo interesante es dejarles hablar y escuchar sus propuestas tanto a mejorar en la familia como a conseguir algo en concreto. Y estos momentos de reunión y comunicación ya son grandes regalos para calentar motores para el año que viene.

Porque mi idea es aprovechar esta época antes de final de año para comenzar con los propósitos y valerme del calendario de adviento para crear un juego en familia donde pensar los nuevos propósitos para el año que viene. Para ello, a parte de sus chocolatinas, neulas, frutos secos o polvorones que surgirán cada día se encontrarán con una etiqueta de papel con un cordón. Una etiqueta donde se escribirá lo que ese día se haya pensado como propósito familiar para el año que viene y luego se colgará en el árbol de navidad.

Es importante encontrar el momento adecuado en el que estén todos los miembros de la familia con una escucha activa, para poder explicar lo que se está haciendo, el por qué se hace y qué es lo que queremos conseguir en familia. Así los propósitos serán más concretos, sinceros y estimulantes para alcanzarlos.

Sencillo, ¿verdad? Pues sólo te falta hacer unas etiquetas o papelitos para luego colgar en el árbol y así los nuevos propósitos para el año que viene ya nos acompañen entrando el año!! Y luego convertirlas en una bonita guirnalda para tenerlos presentes durante todo el año. Pero eso te lo cuento luego, ahora mira cómo hice nuestras sencillas etiquetas para nuestro calendario:

etiquetas para los propósitos familiares

  • Tijeras.
  • Troqueladora o plantilla para calcar la forma que queramos y recortar.
  • Agujereadora de papel
  • Cardón
  • Papel scrap que tiene una cara decorada y la otra blanca para poder escribir.

Y es tan fácil de realizar como:

cómo realizar propósitos del año

  1. Troquela o recorta con la forma que quieras el papel scrap o cualquier otro para hacer las etiquetas. Recorta 25 formas!. Te recomiendo que combines papeles que te gusten y si quieres hacerlo como nosotros, busca papeles atemporales.
  2. Agujerea cada etiqueta para poderla colgar.
  3. Pasale el cordón y anúdalo.
  4. Colocar una etiqueta cada día en tu calendario de adviento y:
    • Cada día escribir vuestro propósito en la etiqueta del día.
    • Colgad la etiqueta en el árbol como señal de deseo.

Y así tendrás 25 propósitos familiares que decorarán estas fiestas el árbol de navidad… ¿Pero luego qué? Se nos olvidarán… Pues no o no debería. Si en el momento de ir desmontando el árbol de navidad vamos leyendo cada propósito y lo vamos separando, iremos refrescando lo que hemos escrito entre todos ya en el principio del año. Y si cogemos esas 25 etiquetas y las convertimos en una bonita guirnalda, y colgamos esa guirnalda en un lugar visible, podremos tenerla presente siempre y recordarla todo el año.

guirnalda de los propósitos del año en familiaY así poder recurrir a ella cuando hayamos conseguido uno o se nos olviden otros. De esta manera tenemos un apoyo para seguir hablando de ellos, seguir generando comunicación positiva en familia y apoyándonos para conseguir aquello que hayamos propuesto en familia. Y al final del año será cuestión de desmontarla para ver cómo han ido las metas marcadas, recordar lo que se ha conseguido y reforzar las que quedan por conseguir.

Una idea sencilla para pensar juntos y para involucrarnos en el bienestar de todos. ¿Te apuntas a añadirlo a tu calendario de adviento??

Quizás te interese:

Share

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *